28 de noviembre de 2010

Hijos de pulga

Luis Miguel Rodríguez celebra su gol.

Una prueba mas para afirmar que lo tenemos de recontra hijo a Bosta es que les ganamos un partido jugando horrible y que los vacunó un jugador que no es tenido en cuenta por el DT (sino no se explica como es suplente de esta versión desmejorada del memo Borghello, que en condiciones normales puede ser calificado como un mal jugador). Schiavi jugó bien contra su ex club para acallar todo tipo de críticas, y Peratta dió rebotes inexplicables para que uuuooocaaa no lo compre. El poco fútbol que se ve da lástima y asco a la vez, y sinceramente esperamos que a Formica lo vendan de una buena vez, así tiene alguien con quien jugar, en vez de sólo ver camisetas rivales a la hora de levantar la cabeza cuando tiene pelota dominada. Por otra parte consideramos muy buena la decisión de la CD de darle mas entradas a los visitantes en desmedro de los no-socios que no pudieron entrar pero que sólo vienen a ver los partidos importantes (y el clásic... eh no, perdón) y luego se cagan en el club. Esas épocas de no pelear nada y jugarse todo el torneo en 3 partidos ya pasaron muchachos, así como las épocas de ver al arquero de Newell's con la misma vestimenta.

2 comentarios:

Agus_wake dijo...

Falta el video del Pulgol!

Anónimo dijo...

Una Pulga entre tantos perros tenía que haber (?)